26/05/2017 | Escrito por: Carmen Bueno

  • Compartir:

Autor: Carmen Bueno

Cargo: Gerente de Unidad de Negocio Logistics Retail

Estar en forma.

Estar en forma es sentirse bien, ser capaz de llevar a cabo el día a día sin notar molestias ni agotamiento, y encontrar la armonía entre nuestra mente y nuestro cuerpo. En las organizaciones la situación es similar, buscamos que la empresa sea capaz de seguir el ritmo del cliente sin ‘estrés corporativo’, con la menor cantidad de esfuerzos que no agregan valor, con un clima laboral saludable y con una plataforma de soporte sólida. Para ello, es muy importante moverse con flexibilidad, soltura y rapidez.

Las empresas, al igual que la sociedad, se están enfrentando a un proceso acelerado de cambios producto de la globalización. La relación comercial entre empresa y consumidores se encuentra a un “clic”, por lo que el consumidor también espera que los productos le lleguen con la misma rapidez. El ritmo al que se está produciendo esta transformación nos lleva a pensar que estamos viviendo una auténtica revolución en la cadena de suministro, siendo la consigna de las empresas: “Cambia y adáptate con velocidad” para no perder competitividad.Si tomamos esto como una premisa, una de las primeras interrogantes que se nos viene a la mente es ¿cómo poder lograr adaptar estos cambios en nuestra empresa? En la gestión de cadenas de suministro podemos lograr mayor eficiencia y velocidad siguiendo tres pasos fundamentales: reducir inventarios, costos operativos y mejorar el servicio al cliente.

Tres pasos fundamentales:

1. Reducción de inventarios: contar con una plataforma única que comparta la demanda de nuestros productos, brindándole visibilidad a la cadena de suministro, que a su vez permita hacer un planeamiento táctico y operacional mediante estimaciones de demanda, conformadas por un componente de futuro (pronóstico) y un componente pasado (ventas históricas).

2. Reducción de costos operativos: existen diferentes formas a través de la automatización, la subcontratación de empresas especializadas, elaboración de alianzas con proveedores, entre otros.

3. Mejora del servicio al cliente: la velocidad en la gestión de la cadena de suministro es traducida en menores tiempos de respuesta a la demanda, lo cual repercute en un incremento en la satisfacción del cliente y una mejor percepción de valor, que debería redituar en mayores ventas para la empresa. Para lograr esto es necesario disponer de información enfocada a la administración y conocimiento sobre el mercado y tendencias de los clientes con la finalidad de establecer estrategias (business intelligence).

Finalmente, es muy importante tener en cuenta que el capital humano es nuestro aliado estratégico y debe ser entrenado para determinar el éxito de la inversión.

  • Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

contacto@yobelscm.biz
Oficina Principal: Calle Daniel Olaechea 136 Jesús María - Lima, Perú
(00511) 613 3600

© 2018 Yobel SCM
Política de privacidad
Copyright © Yobel 2018 | All rights reserved | Power by Mood