26/05/2017 | Escrito por: Andrés Diez

  • Compartir:

Autor: Andrés Diez

Cargo: Gerente Corporativo de Logística (sede Perú)

Las empresas, como parte de su compromiso con el cuidado ambiental y la gestión del cambio climático, han comenzado a desarrollar prácticas logísticas más amigables con el medio ambiente, enmarcadas en lo que se conoce actualmente como “logística verde”, y que alcanza actividades de planificación, gestión de transporte, almacenamiento, gestión de inventarios manejo de materiales, flujos de información y de dinero.

La finalidad de esta forma de hacer negocios consiste en satisfacer las necesidades del mercado a un costo óptimo, considerando costos económicos pero sin perder de vista los efectos al medio ambiente y el equilibrio de los recursos. Asumir un enfoque de sostenibilidad ambiental, que disminuya la huella ecológica, permitirá a las empresas garantizar un crecimiento integral y sostenido en términos de competitividad.

Es claro que para poder inculcar una filosofía de cuidado del medio ambiente es preciso sensibilizar a toda la organización, integrando dicha temática en los objetivos estratégicos y valores empresariales.

Entonces, ¿en qué consiste este gran reto? El primer paso es medir el impacto ambiental que la operación genera. Luego se deben establecer objetivos de gestión y finalmente hacer partícipes a proveedores y clientes de los objetivos y metas planteadas para este fin.

Compartimos algunas iniciativas agrupadas en procesos logísticos claves:

Transporte

Las empresas vienen utilizando tecnologías que permiten la disminución del consumo de combustibles; por ejemplo, 4 litros de petróleo quemados por un motor producen aproximadamente 11 kilogramos de carbón a la atmósfera. Se propician acuerdos para gestionar la entrega de productos fuera de horas puntas, y se combina el uso de medios de transporte que representan alternativas más ecológicas, considerando que el transporte aéreo representa un mayor impacto en la huella de carbono (13 %), el transporte vial (7.5%), el marítimo (7%) y el ferroviario (0.5%).

Otras prácticas buscan la optimización de la capacidad de carga de la unidad de transporte, a su turno sistemas tecnológicos como el TMS (transportation management system)/ VRS (vehicle route system), persiguen mejoras en optimización de rutas y eficiencia en recorridos de hasta un 26%. En este escenario, la compañía Walmart, trabajó con Unilever en un proyecto denominado Tetris (optimización de espacios en el transporte de mercadería). El principal beneficio de entender a fondo el proceso de fabricación de tarimas y su mejor aprovechamiento fue la reducción en un 56% (2400 tarimas al mes), disminuyendo considerablemente el uso de unidades de transporte (250 vehículos y 103 toneladas de CO2 menos) y dejando de talar 3 mil árboles al año.

Almacenamiento

Existen algunas iniciativas que ayudan al ahorro de energía, tal es el caso de la energía a través de paneles solares ubicados en los techos de los almacenes y la energía generada por fuentes renovables a través de los molinos eólicos. . Además, hay otras iniciativas como la construcción de almacenes con recubrimientos de aislamiento térmico que optimizan el uso de sistemas de climatización (calefacción/ refrigeración) y el reemplazo de sistemas de iluminación convencionales por sistemas de tubos fluorescentes tipo T5, con mayor eficiencia, vida útil y ahorro de energía de hasta el 50.

Un caso de éxito en este aspecto fue el de la compañía Walmart (México), la cual estableció un programa agresivo de sustentabilidad con una inversión de 11.3 millones de dólares, permitiendo que 350 tiendas se conecten a un parque de generación de energía eólica, ahorro en agua con 450 plantas de tratamiento en uso y reducción de desechos. Estas prácticas se extendieron a 150 proveedores, disminuyendo el 40% de los costos que impactaron positivamente en el precio de los productos.

Carga y descarga

Es necesario implantar tecnologías que reduzcan el riesgo de daño en el transporte de mercancías y la liberación de químicos perjudiciales al medio ambiente.

Empaquetamiento

Se viene promoviendo el trabajo coordinado de las áreas de Marketing e I+D con la finalidad de desarrollar empaques con mejoras de volumen y menor utilización de materiales en su elaboración. Como puede observarse, existe un gran abanico de posibilidades en las que las empresas pueden incursionar bajo un enfoque con compromiso medioambiental.

Contemplando el panorama descrito, la firma consultora Price Waterhouse Coopers (PWC) realizó un estudio titulado “Cómo evolucionarán las cadenas de suministro ante un mundo con limitaciones energéticas y bajas emisiones de carbono”, planteando que el costo de la mitigación del cambio climático oscilará entre los 600 y 1,500 millones de dólares anuales aproximadamente, estimando que el 90 % de la cifra mencionada provendrá del sector privado. El referido estudio se pronuncia señalando que para el año 2030 las empresas deberán de diseñar una cadena de suministro sustentable.

Conclusiones:

– Se puede advertir que la implementación de estrategias logísticas de sostenibilidad ambiental podrían involucrar importantes inversiones porque el reto consiste en ser lo suficientemente creativos para encontrar el retorno. A primera impresión se puede considerar un aumento de los costos en la cadena de suministro, pero dentro de algunos años no será extraño que resulte más costoso mantener las actuales matrices energéticas (petróleo o energías alternativas).

– Actualmente, se visualiza la “Logística Verde” como una forma innovadora de propuesta empresarial, pero no hay duda que solo cuestión de tiempo para que ésta se instaure como el estándar.

– El Estado juega un rol fundamental para impulsar el cambio, brindando beneficios a aquellas empresas que favorezcan la reducción de la huella de carbono o que utilicen energías de fuentes renovables. El consumidor es sin duda un protagonista en el fomento de consumo de productos de empresas con propuestas sustentables.

  • Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
suscríbase para recibir información de interés
Oficina Principal: Calle Daniel Olaechea 136
Jesús María - Lima, Perú | T (5411) 614 3400
© 2017 Yobel SCM